Cuando se padece psoriasis, a veces solo se presta atención a los tratamientos del tipo agente tópico o posiblemente otros medicamentos recetados para el sistema inmune y/o anti-inflamación.

Sin embargo la salud de nuestra piel está muy influenciada directa o indirectamente por nuestro estilo de vida: ambiente psicológico y emocional, práctica de deporte físico, hábitos alimenticios y de higiene, etc. Todo suma o todo resta, según se mire.

Con respecto a la higiene, hacemos uso de una serie de productos con la que asear nuestro cuerpo y lavar nuestra ropa. Está claro que la piel está expuesta en ambas situaciones, con lo que habría que atender cuales serían las practicas más adecuadas para mejorar su cuidado.

Existen algunas opciones y alternativas naturales con las que cabe la posibilidad de reducir esas agresiones adicionales a la piel.

 

REDUCIR LA EXPOSICIÓN DE PRODUCTOS QUÍMICOS EN EXCESO SOBRE LA PIEL

Lo primero es reducir el número de productos químicos, pesticidas y toxinas que entran en contacto con tu piel diariamente y de forma cotidiana.

¿Qué sustancias químicas debería eliminar? Habría que vigilar ciertos detergentes artificiales químicos, jabones, toallitas, y detergentes. Incluso los detergentes de la colada dejan residuos en la ropa que pueden irritar la piel con problemas de psoriasis.

¿Cuál es la alternativa? Es cualquiera de los tipos biodegradables, jabones y detergentes de tipo orgánicos, o nueces naturales de lavado.

El pH del producto de higiene es importante. Debería estar entre 4 y 4.5, es decir, ligeramente ácido como nuestra piel.

 

CUIDA LA PIEL CON LA LANOLINA

Se observó una diferencia en la piel de aquellos que trabajan con ovejas, al tocar su piel con lanolina natural o los que trabajan con lanolina directamente. La lanolina contiene un tipo de grasa que suaviza la piel y hace que sea flexible. Actualmente se puede  utilizar una crema con lanolina o comprar un jabón natural que contenga lanolina.

 

LECHE PARA SANAR LA PIEL

Hay innumerables historias de personas que tenían psoriasis o eczema y cambiaron el tipo de jabón que estaban usando a uno que contenía leche y notaron cierta mejoría. Por lo general, los jabones se hicieron antiguamente a partir de leche de oveja, leche de cabra o leche de camello. Cuando se realizan estos jabones, la leche compone aproximadamente el 25% de los ingredientes de jabón. Sin duda, es el espectro de las grasas naturales en las leches la que beneficia a la piel, aunque los científicos no han determinado cuál es la causa específica de la piel para sanar aún. La cantidad de tiempo que se necesita para sanar la piel es por lo menos un par de meses y en general de hasta seis meses.

 

JABÓN DE HIERBAS

Un experto en supervivencia en el norte de California decidió crear su propio jabón compuesto con hierbas que tenían propiedades anti-inflamatorias, antibacterianas y antifúngicas. Más adelante  probó dicho jabón con personas que trabajaban en la construcción y que tenían la piel muy castigada debido a su trabajo. Les dio una pastilla de jabón y les pidió que le informaran sobre la evolución de su piel. La piel en este grupo de personas  experimentó una mejoría y aspecto más saludable durante el uso de este jabón. Aunque este grupo no tenía psoriasis, esta mini-encuesta nos da una pista de cómo mucho jabones artesanales naturales hechos con hierbas pueden influir en la cicatrización de la piel.

¿Qué tienes que perder al cambiar tus jabones, detergentes para ropa, y uso de productos con lanolina para la piel cuando tienes psoriasis? ¿Por qué no darle una oportunidad?

 

Siempre en todo caso, y en especial con psoriasis:

Utilizar el producto de higiene recomendado por su especialista. El especialista es la persona más indicada para aconsejarle el producto de higiene más adecuando. No dude en consultarle.

Fuente:  psoriasis.newlifeoutlook.com